domingo, 15 de mayo de 2011

Celebrar los actos



Cobertura Polaroid para letercermonde aquí

Imagen - Luis Ferraris


El sábado 8 el teatro de la UNLP, el Hogar del Padre Cajade y la Pulseada se reunieron para festejar sus vidas y sus obras. A las 6 de la tarde dos micros de la línea Este estacionaban en la puerta del teatro - 10 54 y 55- para llevar a todos los congregados a su cita en la casa de  643 entre 12 y 13.

Una hora después el salón de usos múltiples del hogar estaría colmado y a oscuras, siendo testigo de la emotiva narrativa generada por “El negro”, Eduardo Forese, y “El ruso” -Pablo Pawlowicz-
Maricel Beltrán y Adriana Crespi, hacedores de la adaptación de El clásico binomio -de Rafael Bruza y Jorge Ricci-  le dieron vida a la obra junto con la dirección de Norbeto Barruti.

A los muchachos es una crónica intensa sobre los esfuerzos a destajo de un dueto de tango en la búsqueda por consagrarse en la canción. Cargada de guiños históricos y argentinísimos, como los conventillos porteñas de principios del siglo XX, la poesía de Discépolo y la crisis como estado constante, estos dos compadritos se metieron por casi una hora dentro de las conciencias del centenar de personas que quedaba prendido de cada interpelación.  

No fue una obra más. La reflexión continua que los personajes regaron sobre el escenario habla  de la lucha constante por los sueños, de las expectativas y de la tenacidad que rebrota ante los obstáculos cuando la conquista por la causa es urgente.

A los muchachos fue un homenaje a la causa y su materialidad; el grupo de teatro que nació al calor de los '80 furiosos por decir y hacer cumplía 25 años y la Pulseada, versión periodística de la obra de Cajade en la lucha por un proyecto de país inclusivo, festejaba sus primeros 9.

Dice Galeano "Son cosas chiquitas (...) desencadenan la alegría de hacer, y la traducen en actos (...) Única manera de probar que la realidad es transformable". Aplausos de pie a estas vidas y estas obras.
                                                                                                                                             

No hay comentarios: